Crónica Jury (18-5-16)

“El mundo cambiará cuando aprendamos que el éxito ajeno no implica el fracaso propio”. Este es una frase que oí hace un tiempo de un famoso rapero español, Arkano. En su momento me dió que pensar, y reflexionando sobre lo ocurrido este último viernes me ha vuelto a venir a la cabeza. No por casualidad, a mi parecer porque creo que refleja bastante bien lo que es el Jury. Es bonito ver, observar e impregnarte de los progresos y descubrimientos que hacen nuestros compañeros en sus proyecto. Me parece muy enriquecedora esta vivencia que estamos empezando a vivir cada 3 o 4 semanas. Porque aporta muchas cosas positivas. A mi juicio dos que son muy importantes para la formación del arquitecto: saber venderse y saber escuchar (y de ello aprender). No hay más que ver lo capitalizado que está el mundo hoy en día, y eso implica que si no eres capaz de convencer a un cliente de que lo que le ofreces es mejor de lo que le ofrece un tercero, utilizando la coloquial expresión, “te comerás los mocos”. Bien, pues las exposiciones que realizamos nos ayudan (a mi entender) a mejorar ese aspecto. Por otro lado, como he dicho “saber escuchar”, esto también es indispensable. Y es sorprendente lo que uno puede llegar  a aprender de los demás, y todo ello erradica en la humildad y en la predisposición a aprender que estés dispuesto a mostrar. Aquí os dejo algunas de las exposiciones de mis compañeros que creo interesantes de analizar:

Del grupo 1 me gustaría destacar esa la capacidad de ideas para reactivar un pueblo del interior peninsular como es Bercianos con actividades de todo tipo: desde una experiencia zombie a una gastronómica como la creación del “bercianito”. Todo con el objetivo de atraer afluencia de visitantes.

Del grupo 2 (al que yo pertenezco) podría nombrar a todos mis compañeros por alguna faceta de su trabajo pero en especial me gustaría acentuar el trabajo de mis compañeros Borja y Josema, de este último me fascina su capacidad de trabajo y de investigación hasta convertirse en un experto sobre la materia que está proyectando. Y de Borja me sorprendió mucho el el ingenio con el que abordó su tema del orden y el caos creando ese “multiespacio” para solventar su problema.

Además no quería que pasara por alto el hecho de que dentro del mérito que tienen todos los trabajos realizados, a mi parecer mi grupo, el 2, tiene un plus ya que las entregas que realizamos son individuales y teniendo en cuenta que el nivel es muy parejo entre todos los grupos tiene un extra de dificultad realizar el proyecto en solitario.

Después tenemos a los grupos 3 y 4 donde observamos análisis muy detallados de distintas situaciones, como el de Elena, que se llevan a cabo en un autobús no muy convencional. Y descubrimiento de distintas sextas en las que están comenzando a hacerse expertos nuestros compañeros del grupo 4.

Por último, no podía despedirme sin antes mostraros como fue la puesta en escena de mi “juguete”. Pretendía recrear un ambiente parecido al logrado en el parque de Orihuela, como muestro en mi entrega anterior. Y creo que el resultado final es positivo. Quería que la gente disfrutara tanto como yo, de algo que desde hace años me hace pasar muy buenos momento, y a mi entender, se consiguió lo propuesto.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Anuncios

Remaking objects “Juguete”

Después de una semana frenética de trabajo al fin tenemos listo nuestro “juguete”. Como ya comenté la semana pasada el objetivo del proyecto era realizar un toque de atención hacia mi mismo. En los últimos meses el día a día se estaba volviendo demasiado monótono y serio. Y que mejor manera de solucionar este problema en la rutina que con la propia rutina. Se me ocurrió enfocarme en la infancia porque los rasgos más característicos de ella eran los que estaba perdiendo.

La pregunta era, ¿cómo abordar el problema para solucionarlo con un objeto? “Un juguete”. No un juguete en el sentido más estricto de la palabra, un juguete en el sentido de lo que eso implica, es decir, una distracción, un entretenimiento, un descanso. Por eso mismo decidí realizar una mesa de ping pong, un objeto que estuvo presente en mi infancia, y del que conservo muy buenos recuerdos, pero que actualmente no lo está en mi día a día. Por este motivo y porque siempre anhelé tener una.

Para la construcción el objeto que he transformado ha sido un antiguo somier de cama con su correspondiente tablero de madera

 

SAMSUNG CAMERA PICTURES

 

Durante el proceso constructivo por momentos tuve que convertirme en carpintero, pintor, herrero,… como muestro en estas fotos:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Tras superar distintos imprevistos que iban surgiendo en el camino finalmente nuestro juguete quedó terminado:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Fijaros que en las fotos hay algo más que una sola transformación, estas están pensadas y realizadas de esta manera algo peculiar. A parte de la transformación de una antigua cama en una mesa de ping pong, hay otra transformación, aunque esta solo temporal, la de mi cochera. Esta pasa de cumplir la función de albergar a los coche para convertirse en un taller improvisado, como ya sucedió hace un par de entregas cuando en la medición fotográfica se convirtió en un estudio fotográfico.

Por otro lado, para facilitar la elaboración de la mesa he elaborado un pequeño y escueto manual de instrucciones en el que muestro los pasos a seguir:

Manual de instrucciones

Y no se me olvida, como anuncié en la ultima entrega tenía preparada una sorpresa y está finalmente ha llegado. Desde principios de cuatrimestre he enfocado mucho las entregas en la gente, en las personas, ellas son mi domesticidad. Y en esta ocasión se me presentaba una ocasión de oro que no podía desaprovechar. Así que decidí llevarme mi juguete a uno de los parques de la ciudad de Orihuela con tal de usarla como una nueva herramienta de socialización, la función que tenía mi prótesis, y para que el resto de la chavales también pudieran disfrutar de ella. Este es el resultado:

 

Por último quiero realizar una serie de agradecimientos a las personas que me han ayudado en distintos aspectos del proyecto y que sin ellos el resultado no habría sido el mismo . A mi amigo Vicente, por apoyo logístico en la actividad del parque; a Eduardo también amigo y carpintero de mi pueblo, que me ayudó en el materialización de las palas y el soporte para la red; y a mi padre por todo el despliegue de herramientas prestado y por su ayuda en puntuales pasos de la materialización de la mesa.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

 

Remaking objects “Prototipo”

“Que el niño que fuiste no se avergüence del adulto que eres” (Antoine de Saint-Exupery)

Esta frase refleja y resume bastante bien la idea que quiero que trascienda en mi proyecto de “remaking objects”. En mi última entrega hablaba de que este objeto debía cubrir una necesidad real de mi día a día, de mi domesticidad. Bien, pues creo haberla encontrado.

Con los años, uno crece, y con ello las obligaciones y responsabilidades. Estas se apoderan de nuestra rutina en una gran parte y en un ligero sentido de la palabra nos “esclaviza”. Parece que hayamos olvidado que no hace tantos años eramos niños y sabíamos disfrutar de esa condición. Hablo por mí cuando hago estas afirmaciones, pero creo que más de uno puede sentirse identificado.

Dicen que por muchos años que pasen siempre llevaremos con nosotros ese niño que en algún momento fuimos. Personalmente creo que este se adueña en muchas ocasiones de mi. Como muestro en esta foto:

11249191_847806745299690_627344290_n

Pero últimamente por los cambios que mi vida esta sufriendo, más responsabilidades y obligaciones, esta faceta está desaparecida y quiero recuperarla, y ahora es un buen momento.

Por este motivo decidí que trabajaría en la creación de un “juguete”, algo que me permitiera recuperar parte de ese “Fran niño” al que desde hace un tiempo echo de menos.

Pero claro, para tener una idea más clara de sobre lo que quería trabajar primero debía referenciarme. Aquí muestro las que considero más importantes en mi decisión final:

  • Hugo y Laura mostraron en clase esta imagen en clase, y lo cierto es que me despertó un gran interés ver como con alguna silla y mucha imaginación un niño podía disfrutar de una bici.

images

  • Una serie de juguetes caseros que despertaron mi atención por su originalidad y en algún caso por su compleja elaboración. También adjunto los links de las páginas donde me referencié.

1)http://manualidades.facilisimo.com/manualidades-diy-con-ninos-avion-de-juguete-con-material-reciclado_1557012.html

2)http://manualidades.facilisimo.com/maquina-de-peluches-casera-hecha-con-materiales-reciclados_1908140.html

3)http://manualidades.cuidadoinfantil.net/como-hacer-cometas-con-pajitas.html

4)http://www.juguetescaseros.com/reciclar-neumatico-convertir-balanciin/

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

  • Y por último la que considero la referencia que considero más importante y con la que hice un gran descubrimiento. Cuando andaba sumergido en el mundo de pinterest cuando encontré una cuenta que me llamo especialmente la atención. La de un arquitecto que desde hace unos años es padre de una niña a la que colma de innumerables juguetes caseros para despertar su curiosidad e imaginación. ¡Pero ojo!, todos ellos hechos exclusivamente de cartón. Lo que impresiona ya que el acabado de todos ellos es impecable. Aquí os dejo alguno de ellos:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Todas estas referencias ayudaron a mi decisión final. Mi proyecto no es un juguete como tal, pero si es algo que estuvo presente en mi infancia y con la que compartí momentos felices, y que con el tiempo, he ido aparcando muy a mi pesar.

ping-pong-en-casa.jpg

Nunca tuve la oportunidad de tener una en casa, pero ahora que he crecido y mis posibilidades de decisión han cambiado, es la oportunidad perfecta para cumplir ese sueño de infancia. Voy a hacerme mi propia mesa de Ping Pong.

Para ello he realizado bocetos y diversos apuntes de todos los elementos que necesitaré trasformar para llevar a cabo mi entrega. Además de unas primeras ideas de como quiero que sea el manual de instrucciones del objeto.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Sobre esta idea voy a trabajar los días que restan hasta la entrega final. Pero esto no es todo, tengo preparada una pequeña sorpresa que desvelaré el jueves por la noche para seguir manteniendo algo de misterio.

 

Primeros pasos “Remaking objects”

Curiosa, motivadora, y trasversal. Así definiría la entrega que tenemos que proyectar en las dos semanas próximas. Curiosa por la originalidad del enunciado, motivadora por la infinidad de caminos inexplorados que se nos plantean en los que embarcarnos, y trasversal por la transformación compleja y completa de un objeto que debemos conseguir.

Es curioso también porque desconociendo completamente la labor que se nos iba a demandar en nuestra 6ª entrega, llevo dos semanas preparándome para ella y yo sin saberlo. Aunque a simple vista es complicado de observar que relación pueden guardar mis dos últimas entregas con esta.

Mis dos últimas entregas las titulé “¿Qué ves?” y “¿Ser o parecer”? En ambos casos con ellas buscaba apelar a la imaginación y al juicio crítico del observador. Y esta semana las tornas han cambiado, el observado se convierte en observador. Cualquiera de estos dos títulos sería válido para este enunciado. Ya que se nos pide que vayamos más allá, que “veamos” de una forma “trasversal”la realidad. Buscar y potenciar al máximo la fisionomía de un objeto, observar que es, y a su vez a que podría parecerse (como podría proyectarse de otra manera). Que en su transformación lo convirtamos en otro objeto que tenga utilidad para nuestra domesticidad, y lo que es aún más importante que esté dotado de una intencionalidad arquitectónica.

Y el primer paso para ello es conocerse muy bien a uno mismo. Si uno se estudia, se analiza, se investiga así mismo, se dará cuenta de las cosas que más le gustan, las que menos, de las necesidades que tiene,… Este último apunte es clave para estas semanas. “¿Qué necesitas?” Si consigues responder a esa pregunta tienes gran parte del camino recorrido aunque no pueda parecerlo. Ya que a partir de ahí sabrás sobre que camino proyectar tu idea.

Considero que al tratarse de un encargo de dos semanas este requiere de una meditación y una reflexión mayor. En la entrega del viernes avanzaré y me adentraré mucho más en mi labor basándome en una búsqueda de información exhaustiva. Uno de los aspectos a mejorar con respecto a entregas pasadas en mi caso.

 

Doble medición “¿Ser o parecer?”

Es bien sabido que las apariencias engañan, pero, ¿es esto realmente así? Esta es la cuestión que he intentado abordar en esta entrega con la intención de dar continuidad al trabajo de la semana pasada que dio buenos resultamos, y he considerado que se podía extraer aún más jugo de ella.

He elaborado dos infografías distintas: una cuantitativa (abarcando mi vestimenta, y tratando de ser lo más exacto posible con los datos), y otra cualitativa (tratando de acotar algo tan subjetivo como es la soledad).

El objetivo de ellas es hacer reflexionar al observador, y que realice un análisis crítico sobre los prejuicios que en ocasiones sepultan nuestra sociedad. Por ejemplo: el hecho de que vistas de manera más informal no tiene porque decir de tí que eres una persona despreocupada, poco cuidadosa, o por otro lado que estés rodeado de gente en tu día a día no quiere decir que no te sientas solo.

No es necesario explayarse más porque las infografías hablan por si mismas.

1457068785

 

1457068243

 

Primeros pasos “Doble medición de la realidad”

¿Eres capaz de expresar un estudio exhaustivo sobre una materia mediante imágenes haciéndolo lo más visual posible? Este no es precisamente un reto fácil para esta semana.

Se nos ha planteado la tarea de hacer una medición cuantitativa y otra cualitativa de algún aspecto de nuestra domesticidad bien mía, de mi compañero de viaje, o de ambos.

Aún no he conseguido decidirme por un camino en concreto sobre el que adentrarme en mi entrega de esta semana. Estoy barajando distintas posibilidades de las cuales aún no he podido deslumbrar la que pueda ser más atractiva para la gente, y lo que es más importante, encontrar en que registro me puedo sentir más cómodo.

Hablamos de “doble” medición esta semana, algo aplicable a mi situación actual, una “doble” dificultad. La infografía es un campo inexplorado por mí hasta ahora (a diferencia que la fotografía, los vines,…), lo que supone un añadido (doble) a la práctica de esta semana. En este ocasión las referencias juegan si cabe un papel de mayor importancia.

He estado curioseando y creo relevante destacar estas referencias:

  • “Doble medición”. Como ya he comentado antes, se nos pide una medición cuantitativa y otra cualitativa. Mi intención es hacer de ellas una más exacta y otra más creativa inspirándome de esta imagen.referencia1(doblemedicion)

 

  • Fijaos lo visual que puede llegar a ser esta infografía, para mí esta es la más importante de las cualidades que debe tener, la que la va a hacer destacar entre el resto. Eso, y la capacidad de explicarse por si misma (también la cumple).referencia2(doblemedicion).jpg

 

  • ¿De qué sirve una infografía si su contenido no es de calidad y de interes? Aquí un ejemplo de una que a mi juicio si lo cumple.referencia3(doblemedicion).jpg

 

 

  • Para los que aún tengan dudas de que la información se puede transmitir por infografías, aquí os dejo la cuenta del periódico El País en twitter (https://twitter.com/elpais_info?lang=es). En ella cada noticia se acompaña de un elemento visual, casi siempre una infografía, y me ha sido de utilidad ya que muestra innumerables formas de transmitir información a través de la infografia